23 febrero 2006

El principio de la cinta de Moebius




Así, a partir de la guerra de la naturaleza, del hambre y de la muerte, sigue directamente el objeto
más exaltado que somos capaces de concebir, esto es, la reproducción de los animales superiores
[esto es, del hombre —Nota Ed.].

El Origen de las Especies,
Charles Darwin

Desde hace mucho tiempo no comprendía lo que era ser libre.
Libre en el sentido no político de la palabra.
La libertad individual, el partir de cero, el poder cualquier sentido y cualquier dirección.
Desde hacia todo ese tiempo no tenia ante mi tal espacio para recorrer y explorar a mi puro antojo.

Hasta hace unos días no me había dado cuenta.
Es mas, pensaba que era algo malo, no me daba cuenta de que no era malo,
solo era confusión, extraña sensación de vació.
Cuando no es nada de eso. Es como el preso que tras condena regresa al exterior de la prisión y se ve sin barreras que lo detengan.
Al principio, era agorafobico, observaba que el orden natural estaba cambiado,
de hecho todo estaba cambiado, amigos, familia, sociedad, ocio… pero me he dado cuenta de lo que ha cambiado es un pequeño resorte en alguna parte recóndita y escondida de mi interior. Soy yo el que ahora, esta fuera de la prisión tras años de vivir apretado entre las rejas. Y sí: el mundo ha cambiado desde la última vez que estuve fuera de los grises y mohosos muros de mi celda particular.

Era la crisis de los 30, esa etapa de la vida de los machos alfa (a) de nuestra especie.
El momento en que todas nuestras metas de autodeterminación e independencia,
todos los anhelos de marcar nuestro territorio y asegurarnos esa parte de espacio vital.
De sentirnos parte de la sociedad de este mundo, de gritar en la calle que estamos aquí.
Que trabajamos día a día, que contribuimos a ella, que sobrevivimos por nuestros propios medios con nuestro esfuerzo diario y que por mucho que miren, digan o comenten, estamos aquí y formamos parte de sus miserables vidas y que ahora tenemos derecho a quejarnos.
Puede que nuestra vida también sea miserable, pero al menos mi vida será tan miserable como la suya.
Ahora aquellos que me daban el sermón con el sentar la cabeza, con el ser independiente, con el trabajo, aconsejándome, viendo la paja en el ojo ajeno;
tendrán que ponerse a la cola a mamarla.

La puta crisis de los 30, que a unos nos llega antes y a otros después.
La que tras toda una vida de autoengaños, cuando al fin consigues todas esas metas,
cumples con la jerarquía de Abraham Maslows, cuando sales al exterior de esa cárcel de mierda. Cuando asciendes por esa pirámide peldaño a peldaño.


Te golpea confuso igual que al vampiro al volver a ver el sol cara a cara,
es una sensación liberadora, pero mortal.
Te quedas sin objetivos cercanos, sin planes a futuro, sin línea amarilla que seguir.
Es duro darse cuenta de que puedes hacer lo que te de la puta gana.
Por fin es tu vida.
Desde la más tierna infancia que uno no se siente así y juro que es liberador.
Ni profesores, ni padres, ni consejeros, ni tutores, ni viejas gruñonas, ni vecinos cotillas. Ya nada importa, ya eres un hombre de bien, ya te has forjado un porvenir que se decía en las conversaciones mas rancias de tiempos pasados.
Y puedes elegir el camino que mas te guste.
El único límite es tu dinero en el banco y tus gustos.
Gloria en oposicion a sacrificio como Wilson.
No es que vaya a dedicar a saltarme todas las leyes del mundo, ni a subirme a un tejado armado con un AK47 o un RPG 9 y hacer saltar unos cuantos culos.
No, para que, pudiendo hacer otras muchas cosas mucho mas divertidas en las que ni siquiera necesito a esos culos, ni a gente corriente.
Ahora YO soy el factor inalterable en el cociente.
(YO + AUTOSUFICIENCIA) + EL MUNDO = ¥
El principio de la cinta de Moebius.



"Si Dios ha muerto, como anunció Nietztsche, y la verdad no existe, como dicen los posmodernos, solo nos queda el nihilismo. "

3 Comments:

Anonymous Mabus said...

Una vez superados los limites de la locura, descubri lo cuerdo que estaba el mundo.

Saludos German,

Crisis, Depre ?
Que mas da,

Sentimos como pensamos..
Think different!

2:10 p. m.  
Blogger elGerbo said...

No.Creo que te equivocas.
Es justo todo lo contrario.
Estoy mejor que bien.
Lo que pasa que escribo así y parece otra cosa.
Debe ser lo que le sucede a Perez Reverte como tu me dijiste.
Saludos.

7:15 p. m.  
Anonymous Anónimo said...

Ma cagon la puta. me gusta tu escrito hasta que tocaste el tema de la pasta. Se puede hacer lo que te de la gana y eso no lo puede parar tener dinero o no. Y si lo para, cogete un fusil y ves a pedir lo que es tuyo a un banco (o al INEM) Q PA ESO ES LA EMPRESA MAS GRANDE DE AQUI.
Saludotes desde este lado del Ebro.

7:00 p. m.  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home